9 de diciembre de 2008

De árbol a árbol

De árbol a árbol
(Mario Benedetti - Joan Manuel Serrat)
Seguro que los diarios
no lo preguntarán
¿los árboles serán acaso solidarios?
¿los árboles serán acaso solidarios?
¿Digamos el olivo de Jaén
con el terco quebracho de Entre Ríos?
¿O el triste sauce de Tacuarembó
con el castaño de Campos Elíseos?
¿Qué se revelarán de árbol a árbol?
¿Desde Westfalia avisará la encina
al demacrado alerce del Tirol
que administre mejor su trementina?
Seguro que los diarios
no lo preguntarán
¿los árboles serán acaso solidarios?
¿los árboles serán acaso solidarios?
¿Se sentirá el ombú en su pampa húmeda
un hermano de la ceiba antillana?
¿Los de ese bosque y los de aquel jardín
permutarán insectos y hojarasca?
¿Se dirán copa a copa que aquel muérdago
otrora tan sagrado entre los galos
usaba chupadores de corteza
como el menos cordial de los parásitos?
Seguro que los diarios
no lo preguntarán
¿los árboles serán acaso solidarios?
¿los árboles serán acaso solidarios?
¿Sabrán por fin los cedros libaneses
que su voraz y sádico enemigo
no es el ébano gris de Camerún
ni el arrayán bastardo ni el morisco
ni la palma lineal de Camagüey
sino las hachas de los leñadores,
la sierra de las grandes madereras,
el rayo como látigo en la noche?

Y enemigos también son los humanos quienes tienen el deber de protegerlos y fomentan su destrucción o se hacen de la vista larga. No seamos cómplices de esta masacre en potencia. Firma la solicitud para revocar la orden que permite matar diez árboles diarios. Házlo ahora. Mientras lo piensas puede estar cayendo otro árbol. Recuerda la profecía de los Indios Cree:

"Solo cuando se haya talado el último árbol;

solo cuando se haya envenenado el último río;

solo cuando se haya pescado el último pez;

solo entonces descubrirá el hombre blanco

que no se puede comer el dinero".

11 comentarios:

Ivonne Acosta Lespier dijo...

Siluz:¡Qué maravilla de post has publicado para acabar de convencer a los indecisos!!! Gracias mil y un fuerte abrazo..No lo olvidaré.Dios te bendice.

Siluz dijo...

Cada árbol que salvemos es una bendición.
Cuando busco las palabras justas recurro a Serrat. Y respaldado por Benedetti, tremenda dupleta. Un abrazo solidario también para ti.

sin machete dijo...

No se parece un tanto
raro que algo que ocurre
dia y noche, diariamente
en toda la insula, sin que
se note, ahora sea asunto
de protagonismo para algunos/as.

En un oscuro rincon de la isla batataria se
denuncia/critica hace 18 meses
tal asunto.

Con permiso/sin permiso
son destruidos/mutilados
como tirados los perros
por el puente..Ni mas ni
menos.

Suerte y exito!

Siluz dijo...

Es posible que estas cosas ocurran todos los días. Entonces....¿nada decimos por qué ya alguien lo dijo? Tal vez nadie escucha porque luchamos solos. Es un dicho trillado pero no por eso falso: en la unión está la fuerza. Una voz solitaria es un grito en el vacío.

sin machete dijo...

Pues aca, hombres blancos no hay
muchos, todos mestizos.

La destruccion de la naturaleza es global tanto por la agricultura tipo conuco como la mas grave:
DESARROLLADORES DE VIVIENDA, con el dinero obtenido de sus ventas de cajones de cemento terreros o tipo condo walkup comen bien.

sin machete dijo...

Una voz solitaria es muestra
de tener criterios, constancia
en los actos, la predica. Lo otro
es amor contemplativo, tipo Sierra Club o Fideicomiso.

La naturaleza no puede ser mascota
ocasional, cuando lo necesario es atacar a quien destruye realmente no al autor intelectual. Desarrolladores de Vivienda...
Por tanto es menester ponerle el cascabel al gato, Desarrolladores de Vivienda.

Grito en el vacio?

Siluz dijo...

Cierto, hombre blanco, negro o mestizo... es igual... Por supuesto, habla del hombre blanco pues es un dicho de los indios Cree, habitantes de las regiones de Ontario y Quebec, Canadá.

Siluz dijo...

Entonces no nos equivoquemos de tarjeta. Lancemos los dardos envenenados al verdadero enemigo. Pero jamás a los que quieran unirse a nosotros en la misma lucha...

©Claudia Isabel dijo...

que destructivo el hombre. Quizás tengamos que aprender de los animales, nosotros, los supuestos civilizados...ojalá podamos parar a tiempo!
Un abrazo

Siluz dijo...

Seguimos destruyendo nuestra casa, alterando los ríos, cortando los árboles, tumbando colinas, envenenando las aguas. Todo a nombre del progreso... Un día pagaremos la cuenta. Gracias, Claudia, por venir y comentar.

Fabiana dijo...

¡Qué fuerte esta profecía indígena!
Ojalá sirva para crear conciencia. No es un problema de Ustedes solamente, Siluz. Todos estamos en peligro.
Te mando un beso.